Buscar

Fluir


He borrado 5 post ya reescribiendo una idea que valga la pena hablar. A todas le encuentro un error, un problema, una limitación. Pero al final lo que pasa es que no estoy hablando de lo que realmente tengo en mi cabeza. Quisiera contarles todos los planes que tengo con El Estudio de Mauricio pero todavía no puedo, debo ser paciente y esperar que las cosas vayan dándose de manera fluida, sin force, como me gusta a mi vivir.

Estos días me han servido para darme cuenta de lo importante que es el tiempo. Eso que yo pensaba que tenía pero que en realidad le pertenecía al resto de la humanidad. Ahora que me lo han regalado de a mucho empecé no sabiendo qué hacer con él. Todo el mundo diciendo qué tenemos qué hacer, dándonos ideas de actividades, qué hacer con los niños, qué hacer para mi, qué hacer en familia, qué hacer solo. Todos somos expertos en qué hacer, aparentemente. Y yo fui experimentando todo por etapas. Al principio me quedé quieta, casi que sin respirar, analizando esta nueva vida que estaba empezando en ese momento, jugué con el tiempo, con no hacer nada, de repente un día me sentía productiva y comencé a hacer telares, y me dí cuenta que amaba hacer eso, conocí un hobbie nuevo, y dije ooook, got it. Es bueno esto de buscar en qué ocupar la mente mientras no podemos hacer lo que estábamos acostumbrados a hacer diariamente.

Ese momento me llevó al otro estado mental que fue, entender que la nada es algo bueno. Eso que la princesa en La Historia Sin Fin le tenía tanto miedo, la nada es algo bueno. Por qué le tenemos tanto miedo a no tener nada qué hacer? Es en ese momento de aburrimiento que encontramos las mejores ideas, nuestra creatividad crece. Fue en este momento que decidí que después que termine esta cuarentena yo haré literalmente lo que yo quiera. A todo el que le digo esta frase abre los ojos y piensa que me refiero al clásico de las películas, tomar un carro convertible y comprar una botella de vodka, manejar en la autopista fumando un cigarrillo y cantando una canción de los Rolling Stones. Pero a lo que realmente me refiero es que no haré nada que no me apasione, toda mi vida va a girar en torno a realizar únicamente las cosas que me hacen feliz. Obviamente yo se que en el medio del camino uno siempre tiene que encontrarse con situaciones difíciles, tediosas, cosas que no queremos hacer, pero si al final es por la misma causa entonces si valió la pena.

He encontrado una pasión en transmitirles a ustedes lo que a mi me gusta, este proyecto de Mauricio me tiene la mente llena de planes, ideas increíbles que han surgido de la necesidad de crear sistemas nuevos de comunicación, de adaptarnos a lo que tanto nos resistimos, entender que el mundo está cambiando en nuestro ojos y que nosotros somos los que debemos fluir. Estoy conociendo canales nuevos de expresión que no había explorado antes, ahora me despierto a las 4am a arreglar la página web, a escribir los planes que quiero hacer. Esto hacía años que no lo hacía por algo personal, siempre me despertaba tan temprano a crear para otros, algo que me fascina y no lo voy a dejar de hacer nunca, pero ahora siento que es una expresión de mi para ustedes. Una vía directa y sin moderadores. Un camino que estamos haciendo juntos. Así que espero seguir conectando con ustedes, llevándole mi pasión por los objetos con alma y desarrollando esta comunidad en torno a un solo mensaje. Los objetos nos muestran el paso del tiempo, ese valor intangible que pensábamos que sabíamos utilizar. Aprender a fluir con el ritmo del tiempo es el aprendizaje que me llevo de estos días. Saldremos de esto siendo seres humanos diferentes, con la mente abierta a nuevas formas de vivir. Soy feliz.

0 comentarios